INFORMACIÓN TÉCNICA
Ciertas cepas de Triehoderma producen enzimas que perforan orificios en la pared celular de la raíz enferma. Diferentes cepas de micoparasitismo producen diferentes matrices de enzimas para controlar diferentes pudriciones de la raíz. Las cepas de la bacteria Bacillus subtilis producen compuestos que dañan mecánicamente las membranas de la célula. La muerte física por los hongos junto con la muerte mecánica por las bacterias difieren de la muerte químico-sintética, ofreciendo alternativas para el control de enfermedades radiculares. Hongos y bacterias benignos también controlan manchas bacterianas ocasionadas por hongos y bacterias dañinos. Su MOA es la muerte física y mecánica.

Adicionalmente, ciertas cepas del hongo Beauveria bassiana pueden ser aplicadas a la superficie foliar o en el suelo para controlar un rango de insectos. Este hongo beneficioso puede anexionarse al insecto y en pocos días se alimenta de su anfitrión - un buen ejemplo de guerra biológica benigna con poco o ningún efecto en insectos no objetivo.

Los bioplaguicidas no vivientes también presentan múltiples MOA para controlar física y mecánicamente plagas y enfermedades. Las toxinas Bt (proteínas tóxicas de Bacillus thuringiensis) pueden originar úlceras en el insecto. Los bicarbonatos, cuando son formulados adecuadamente, pueden desecar manchas foliares, sofocar insectos y secar esporas (Figura 2).

Visita a los productores

Durante las visitas realizadas a varias regiones agrícolas en México y República Dominicana, me sorprendió gratamente el compromiso que mostraban los productores con respecto al uso de productos biorracionales. Algunos de ellos habían establecido relaciones de negocios con compradores estadounidenses y europeos de productos agroalimentarios orgánicos (OMRI); otros comentaban sus problemas con la resistencia a agroquímicos que algunas plagas y enfermedades estaban comenzando a mostrar. Pero todos los productores entrevistados compartían su preocupación por la seguridad de sus trabajadores y del medio ambiente.

 

Alianza de la industria de bioplaguicidas

Hace casi una década, fabricantes e inversores de bioplaguicidas 1 formaron BPIA, Alianza de la Industria de Bioplaguicidas I (www.biopesticideindustryalliance.org).

Hoy BPIA ha crecido y es un grupo constituido por más de 45 compañías, la mayoría de EUA, con muchos productos enlistados por OMRI, Instituto para Revisión de Materiales Orgánicos (www.omri.org) para el uso en producción orgánica de alimentos y fibras. Una de las metas de BPIA es incrementar la percepción global de que los bioplaguicidas son productos efectivos. Para que un producto sea considerado por BPIA debe estar registrado en EPA, PMRA (Agencia para Regulación del Manejo de Plaguicidas) y UE, y tener datos de su eficacia y gestión adecuada del producto por todos los miembros.

     

La belleza de32%

l paisaje en el centro de México casi me distrajo de mi propósito principal de visitar a los productores de estas tierras.

El tamaño y ámbito de los invernaderos en los que se producen tomates, chiles y pimientos, e incluso moras para el mercado fresco, bajo métodos convencionales y orgánicos, era impresionante.

Uno de los mayores productores de tomate cereza (cherry) en invernadero - quien recientemente ha sido galardonado con un premio a la sustentabilidad - ha estado empleando bioplaguicidas en su producción. Los productores de moras para mercados convencionales y orgánicos también utilizan bioplaguicidas.

Preguntas básicas

Los productores deben plantear tres preguntas a sus proveedores:

1) ¿Qué bioplaguicida es mejor para acometer mis problemas de plagas o enfermedades?
2) ¿Qué condiciones ambientales favorecen el desempeño de los bioplaguicidas?
3) ¿Qué otros agroinsumos podrían ayudar o dañar al bioplaguicida?

La elección del bioplaguicida correcto y el entendimiento de compatibilidad, ambiental y cultural, son factores importantes. Reconocidas compañías de bioplaguicidas (las que forman parte de BPIA, entre otras), deberían ofrecer asesoría sobre ésta y otras cuestiones que el productor agroalimentario pueda plantear.

Durante el viaje por la espectacular República Dominicana con nuestros distribuidores, tanto productores, como consultores e investigadores, todos tenían preguntas similares a las de sus homólogos en México - bioplaguicidas adecuados y compatibilidad, así como costos. A muchos les agradó saber que dichos costos eran comparables a los de los productos sintéticos.

Conclusión

Convicción y conocimiento son dos sentimientos que un productor agroalimentario debería tener al emplear un bioplaguicida. Organizaciones como BPIA y otras, son recursos a los que los productores interesados en producción biorracional pueden recurrir para obtener información.

Los productores en Latinoamérica están usando bioplaguicidas y planteando preguntas difíciles sobre eficiencia, compatibilidad y costos.

La combinación adecuada de bioplaguicidas acreditados puede ayudar a los productores a reducir el uso de agroquímicos sintéticos, permitiéndoles, entre otros beneficios, acceder a mercados de consumo más ecológicos.
____________________________
Para más información sobre este artículo, escriban a los autores: Chris Hayes, BioWorks Inc., chayes@bioworksinc.com y Ángel Marín, Plant Health Care de México, angel _marin@phcmexico.com.mx. Para ver dos videos sobre la acción biofungicida curativa sobre esporas de Cenicilla polvorienta, visiten: http://www. bioworksinc.com / milstop-movie

La Tecnología Microbiana
« « Anterior
Apóyate en el Equipo más Profesional /
Localice a su Distribuidor Autorizado más cercano: Lada sin costo 01.(800).800.30.93
Plant Health Care de México
Avenida Ceylan 959, Bodega 26
Colonia Industrial Vallejo
Azcapotzalco
C.P. 02300, Ciudad de México
Teléfonos:
(52) 5368.1653
(52) 5286.9702
(52) 5256.2839